¿Cuántos tipos de teletrabajo existen?

Si quieres trabajar en remoto debes saber que existen tres tipos de teletrabajo por los que puedes optar y generalmente dependerán de la actividad laboral.

Clases de trabajo a distancia

Cuando usamos el término de teletrabajo hacemos referencia al trabajo remoto o trabajo a distancia, se trata de un tipo de empleo en el que el trabajador realiza sus tareas laborales desde un lugar que no es la oficina. Con sólo tener un ordenador o un móvil el trabajador puede efectuar su trabajo desde casa, desde una oficina de Networking o incluso una cafetería. Actualmente muchos perfiles profesionales optan por esta modalidad de trabajo para ahorrarse el tiempo de desplazamiento y disfrutar de sus múltiples ventajas. Pero, existen diferentes tipos de teletrabajo: móvil, domicilio y telecentro, sigue leyendo y descubre en qué consiste cada uno de ellos.

¿Cuántos tipos de trabajo remoto existen?

Al margen de la jornada laboral de un empleado, si no se trata de un servicio de con atención al cliente y si las tareas pueden desarrollarse desde un ordenador, se puede trabajar desde casa o a distancia sin problemas y con la ayuda de diferentes herramientas para trabajar en equipo. Además trabajar en remoto tiene un coste menor que trabajar en una oficina de forma presencial.

Existen diferentes ventajas a la hora de incorporar el teletrabajo en la empresa, como el aumento de la producción o la conciliación con la vida personal y laboral. A continuación repasamos las modalidades de teletrabajo más conocidas según el Estatuo de los Trabajadores:

  1. Móvil: es el tipo de trabajo remoto que también se denomina itinerante y hace referencia a trabajo que se realiza mediante desplazamientos continuos, es el caso de los comerciales.
  2. Domicilio: esta modalidad de teletrabajo suele efectuarse desde la casa del empleado o la vivienda familiar o en un lugar similar.
  3. Telecentro: se trata de realizar las tareas laborales desde un lugar de trabajo con recursos compartidos como una oficina de networking que posee todos los recursos disponibles para llevar a cabo diferentes tipos de empleo que pueden realizarse a distancia.

Si quieres unirte al teletrabajo puedes registrar las horas de trabajo con un parte, los time cards o incluso con un sistema de fichaje remoto que permite computar las horas de la jornada laboral desde la hora de entrada, la de salida, las horas extra y las pausas.

Ante cualquiera de los tipos de teletrabajo, es decir, cuando la actividad laboral se lleva a cabo fuera de la organización, el uso de la tecnología puede mejorar la comunicación entre ambas partes sin necesidad de estar en un lugar físico determinado para cumplir sus funciones. Por ello, si apuestas por trabajar en remoto, no dudes en hacerte con una serie de herramientas empresariales que te ayudarán a trabajar en equipo y de forma colaborativa ya sea desde tu domicilio, si estás en constante desplazamiento o si optas por un telecentro.

Temas: Economía.